Programa Nacional Agroindustria 
y Valor Agregado – Proyecto Integrador 
Procesos Tecnológicos para Agregar 
Valor en Origen en forma Sustentable
Buscar    

Publicaciones --> Informes Técnicos

Categoría: Cosecha - Trigo

Evaluación de cóncavos de trilla de cosecha fina de menor agresividad 




Ing. Agr. Juan Marcos Giordano 
INTA E.E.A. Rafaela 
   

Introducción

Las extensas y diferentes áreas productivas de nuestro país presentan ambientes con diversidad de suelos y cultivos agrícolas, determinando condiciones muy variables al momento de la cosecha. La coyuntura económica en cada ciclo agrícola también suele influir sobre las posibilidades del productor en el manejo del cultivo aumentando su variabilidad, ya sea por falta o defectos en la preparación del suelo al momento de la siembra, disminución en el aporte de fertilizantes, fallas en el control de plagas, entre otras. Esto genera situaciones a cosecha tales como, desuniformidades de altura o distribución de plantas y distintos grados de enmalezamiento. Existen además otras problemáticas que influyen en la variabilidad del cultivo al momento de la cosecha; ellas están dadas por la demora tanto en el inicio por falta de cosechadoras, como en su tardía llegada por interrupciones climáticas. Estos inconvenientes suelen ser una consecuencia de que el 65% de la superficie a recolectar no la realizan los propios productores, sino contratistas que recorren esta diversidad de situaciones (Bragachini y Peiretti, 2008). Por todo lo expresado, es de esperar que los elementos constitutivos originales de una cosechadora no sean óptimos para todas las situaciones de cultivo.

En el año 2007 se realizó un ensayo comparativo entre cóncavos estándar y experimentales para el sistema axial, lográndose un aumento del 26% en la capacidad de trabajo en toneladas/hora con los últimos, en un cultivo de soja y con pérdidas de granos por debajo de los límites admitidos en ese momento (90 kg/ha); también con similar calidad de grano (Giordano, 2008). Cabe mencionar que la cosechadora utilizada para ese ensayo, poseía un cabezal flexible convencional (con sinfín concentrador).

A partir del 2009, varias empresas presentaron en EE.UU. los cabezales Draper flexibles y comenzaron su desarrollo en Argentina un año después, con pruebas de este tipo de plataformas de corte sobre cultivos de trigo y soja. Estos cabezales tienen como característica producir un menor consumo de potencia en el sistema de trilla-separación y sus beneficios son aprovechados de dos maneras: utilizando cabezales con mayor ancho de corte (1,5 m o 5 pies) que los convencionales y aumentando su jornada de trabajo sobre soja, en más de una hora diaria, dado que tolera mejor la presencia de rocío en el material a cosechar; extendiéndose el horizonte de trabajo de una misma cosechadora, en un 15% o más (Bragachini et al., 2013).

Posteriormente, luego de pasada la campaña de cosecha en trigo y soja, se comenzaron a recibir demandas reiteradas, referidas al aumento de pérdidas por la cola de las cosechadoras dotadas con cabezales Draper. Como consecuencia, y tendiente a dar respuesta a tales problemas, se probaron cóncavos experimentales de trilla y separación, junto con un rediseño del rolo de alimentación, con la finalidad puesta en aumentar la productividad y reducir sus pérdidas en cantidad y calidad, también en cosecha de soja. Dicha configuración experimental permitió aumentar un 28% el índice de alimentación de granos (IAG) respecto de la estándar, con pérdidas totales y daños en sus granos, en valores aconsejados por el INTA (Giordano, 2014).

Hasta el momento se habían probado desarrollos experimentales en cosechadoras con sistema de trilla axial de la marca más vendida en el país. Pero últimamente, se comenzó a recibir también demandas con problemática semejante a las ya comentadas, en otras marcas de cosechadoras. Frente a ello, el módulo "Tecnologías en Cosecha de granos" de INTA, se propuso realizar también un ensayo con cóncavos experimentales de menor agresividad que la versión original estándar, en cosecha fina.

   

Figura 1. Vista de semi-cóncavos: a) dos del sector trilla para cosecha de granos finos; b) del sector separación, para cosecha fina gruesa; c) sector de cóncavo de trilla, donde se destaca la altura de los barrotes de fricción, sobre los alambres de colado ("pie de trilla").

  

  

Autor: 
Ing. Agr. Juan Marcos Giordano 
INTA E.E.A. Rafaela 

Consultas a Profesionales del PRECOP

  

Redes Sociales
INTA Agroindustria
INTA Agroindustria
INTA Agroindustria
INTA Agroindustria
 

 

INTA EEA Manfredi. Ruta Nac. 9, km. 636. (5988) Manfredi, Córdoba. TE: (03572) 493039 / 493053 / 493058 int. 133
E-mail: eeamanfredi.agroind@inta.gob.ar - eeamanfredi.ap@inta.gob.ar 

:: Mapa del Sitio ::